La autenticidad de las piezas de Marco Bicego no radica en el hecho a mano, sino en la naturaleza orgánica de sus formas. El oro, los diamantes, las gemas naturales que coexisten con el oro de 18 quilates de sus joyas, son materia viva que el propio Marco busca y elige en sus viajes y, posteriormente, moldea.

Las colecciones de joyas de Marco Bicego son obras maestras naturalmente imperfectas de alta joyería italiana. Piezas artesanales que pueden lucirse como un lujo cotidiano.